Caracas Dos Máscaras: La princesa y el dragón

17 oct. 2012

La princesa y el dragón

Skena revive la historia de La princesa y el dragón

Las tablas de Teatrex son el nuevo escenario de una historia que ha marcado la evolución de la agrupación teatral encabezada por Basilio Álvarez


Por Patrizia Aymerich
@Patifini
Fotos archivo

De niños solemos pedir millones de veces que nos cuenten las historias que nos espantan, que nos asombran, que nos conmueven. Skena se vale de estas inocentes ansias de contacto con el mundo imaginario –mucho más real cuando se tienen 8 años- para revivir un cuento que no se olvida y que ha sido relevante en la evolución de la agrupación teatral.

En La princesa y el dragón el príncipe azul es un gigante de dos metros y medio de altura, con escamas y garras, que duerme sobre perejil. Él, enamorado perdidamente de la joven y malcriada princesa Peladilla hace lo imposible con tal de quedarse con su amor, mientras ella lo evade y rechaza. Lo que diferencia a esta de otras piezas infantiles es el giro de la historia que, desde el inicio, se presenta enrevesada por la transgresión de lo conceptos básicos del bien y el mal. Aquí, quien parece el malo, es un romántico dragón que canta y encanta a la protagonista.

A medida que transcurre la historia, aparecen nuevos personajes, únicos y variopintos, de fácil identificación por parte de los más pequeños: la enigmática Trovadora; Pelón de Ardilla, el caballero que pretende salvar a Peladilla; un hada madrina que intenta salir en varias ocasiones, aunque no sea su turno en la historia; el rey Godofredo, siempre hambriento; y el zonzo Soldadote y el Tonto de Capirote, siempre peleando.

La producción, con guion original de José Luis Alonso de Santos, ha sido montada por la agrupación en varias oportunidades. En 2002 fue reconocida como la mejor producción infantil por el Teatro Infantil Nacional y hoy regresa para celebrar los 33 años de Skena, cumplidos el pasado 13 de octubre.

Destacan los vestuarios de Ghislaine Latorraca –Premio TIN a Mejor Vestuario-, el diseño escenográfico bien empleado de Carlos Agell y la música compuesta por Luis Valbuena –Premio TIN a Mejor Música- e interpretada impecablemente por Gaélica. En adhesión a esto, el espectáculo adquiere una esencia única por la apuesta a actuaciones de jóvenes cuyos nombres empiezan a resonar en las propuestas teatrales de diversas agrupaciones como Naia Urresti –El público (Centro TET), Robin Hood (Skena), Entre páginas (Sobretablas), La Ola (Skena), entre otras- David Hernández – Robin Hood y Besos para la Bella Durmiente (Skena)- y José Carlos Grillet –Robin Hood, Besos para la bella durmiente y La Ola-.

Las funciones de la pieza dirigida por Basilio Álvarez –Premio TIN a Mejor Dirección- son los sábados y domingos a las 4:00pm, en Teatrex. Costo de la entrada: 120Bs.

No hay comentarios:

Publicar un comentario