Caracas Dos Máscaras: El Convite: Una experiencia fuera de este mundo

23 feb. 2011

El Convite: Una experiencia fuera de este mundo

Entrevista a Yazel Parra, productora del Convite y actriz del TET

Por Patrizia Aymerich
@Patifini
Fotografías cortesía de Yazel Parra

¿Quieres tener una experiencia fuera de este mundo? Es la pregunta que nos invita a El Big Bang – Convite, una reunión del Taller Experimental de Teatro (TET) que estará ambientada con formas psicodélicas que simulen el espacio exterior, este sábado 26 de febrero a las 7 de la noche.

El primer Convite se realizó en junio de 2009 con el objetivo de recaudar fondos para El Porvenir está en los Huevos de Ionesco, el montaje de graduación del taller de formación que culminaba. Al “darle la vuelta al huevo”, frase que sirvió de slogan, se dieron cuenta de que, también, se le podía dar la vuelta a la fiesta y hacer de ésta un compartir mensual entre personas interesadas en las diversas ramas del arte. Más que una fiesta, El Convite se ha convertido en una reunión multidisciplinaria, que pretende rescatar un espacio para la expresión de  una manera creativa.
¿Qué es el Convite?
La idea original surge de los llanos, del interior del país dónde tú haces una fiesta para “convidar” a la gente a quedarse en tu casa. Las personas llevan cosas para compartir, preparan carne en vara y ponen música.

Entonces podemos comer carne en vara en El Convite...
(Risas) Este que viene no tiene, pero ¡alguna vez podría tener! En el Convite todo puede pasar.

¿Cómo usaron esta idea para crear El Convite del Centro TET?
Ya en el 2010 queríamos hacer teatro y no teníamos dinero. Es decir, siempre habían colaboraciones con el TET para pagar el alquiler del espacio y el dinero de los talleres pero no era suficiente, así que se retomó la idea de hacer El Convite. El resultado fue Lo Bueno se Comparte, el primer Convite del año pasado, realizado en marzo.

¿Es una fiesta de teatreros para teatreros?
¡No para nada! ¡Puede venir quien quiera! Más bien es una fiesta multidisciplinaria, que tiene un poquito de todas las muestras de arte. Es decir, tiene artes plásticas, danza, teatro, música en vivo, cortometrajes... en fin, es un compartir de todas las artes, lo bonito es que una persona puede venir y disfrutar de una exposición de fotografías o de cuadros al tiempo que baila. Todavía no hemos tenido exposiciones de esculturas, pero ¡estamos abiertos a cualquier propuesta! El Convite no es sólo para artistas, sino para gente que le gusta el arte.

Cada reunión tiene una temática diferente...
¡Claro! Nunca nos repetimos. Eso implica que el espacio se va a modificar para poder relacionar a las personas dependiendo del tema. Por ejemplo, si es de El Guayabo ponemos tangos y boleros o si es Santos y Difuntos que haya algo mexicano. En el próximo viene El Teclas que es un Dj que hace mezclas con música venezolana, y eso es un poco como el “origen” de los venezolanos; todo tiene un significado.

¿Y la vestimenta?
Es muy cómico porque la gente suele llevar cosas relacionadas con el tema. Comenzamos con “trae tu pañuelo para ahogar tus penas” y “trae tu sombrero”, ahora las personas lo ven como algo importante y se ponen creativas.

Es difícil encontrar un sitio así en Caracas...
Si, es difícil. Por ejemplo en Buenos Aires se hacen muchas fiestas de este estilo en casas o galpones, dónde podía estar pasando algo aquí y luego más allá te encontrabas una mujer montada en unas telas o un grupo tocando al lado. Claro que aquí es diferente. Yo creo que nosotros estamos más organizados, en especial por el respeto al espacio. Estamos ubicados debajo de una  Iglesia y tenemos que cumplir con ciertas normas. Por ejemplo la fiesta comienza a las 7 de la noche y a la medianoche se cierran las puertas, pues tenemos sólo 300 entradas debido a la capacidad del espacio.

¿Están, de alguna manera, rescatando un espacio para el arte?
Eso es muy importante, porque, en realidad, es un trabajo arduo con mucha gente involucrada: la gente de la comida, los vigilantes que contratamos para cuidar los carros, entre otros. Es una logística complicada que hay que considerar para este espacio que no es un teatro como los grandes teatros. Buscamos convertirlo en un lugar de encuentro, en el que puedes disfrutar de un coctel a la vez que bailas. En ese sentido, es tratar de rescatar los espacios culturales dentro de lo que tenemos a la mano.

¿Han pensado en mudarse?
Oye, si pudiéramos realizar la fiesta en otro lado, ¿por qué no? Pero ya no sería El Convite porque El Convite es de acá. El Convite es este espacio.

El Big Bang – Convite se realizará este sábado 26 de febrero a partir de las 7 de la noche en El Teatro Luis Peraza, Av. Universitaria, al lado de la Basílica San Pedro. Valle Abajo. Cuenta con vigilancia privada y servicio de taxis. La entrada tiene un costo de 40Bs y puede adquirirse el mismo día de la fiesta.

Para más información llama al 662.36.33 o centrotet@gmail.com, búscalos en Facebook por Convite Tet y Centro Tet, o síguelos en Twitter por @convitet

http://www.facebook.com/pages/Caracas-Dos-M%C3%A1scaras/106362342747202?ref=ts

No hay comentarios:

Publicar un comentario